Expediente X

¿Qué es un ex?. ¿Alguien que te perteneció y ya no? Sin darnos cuenta lo acompañamos siempre con un determinante posesivo “mi” ex , “tu” ex . ¿Será que consideramos nuestro una parte pasada de esta persona?. ¿Se nos va la olla o qué?. Al final todos los tíos que pasan por tu vida con los que has tenido una relación, ¿se acaban llamando igual?. Sus padres comiéndose la cabeza con el nombre, ¿para que luego acaben llamándose “ex”?. ¿Soy yo otra EX?. ¿Esta palabra tiene algo que ver con Expediente X?

¿A qué viene todo esto de EX?, pensarás. Solo es una reflexión que no me ha llevado a nada sinceramente. Echando la vista atrás y sin nostalgia alguna recuerdo miradas, caricias y un te quiero. Te quieros,  que devalúan con el paso del tiempo. ¿Será que las palabras también envejecen y pierden su belleza?. ¿Qué significa decir te quiero?. ¿Significa como dice la película LOVE STORY?. ¿Significa no tener que decir nunca lo siento? Porque entonces creo que lo mío no eran “te quiero-s”.

¿Piensas que hoy estoy de bajón? 😦 😦 . ¡Joderrrr y no pasa nadaa!. ¡Qué para estar arriba hay que bajar de vez en cuando!. Además, soy mujer y me acompañan mis maravillosas hormonas femeninas. Aunque peor estaba el domingo, que llegué a llorar soñando  y desperté con lagrimas negras como la canción de El Cigala. Negras por el rimmel. Cuando desperté noté mis ojos algo pegajosos y húmedos. Tardaron unos 15 segundos en abrir. Me levanté. Me miré en el espejo mientras me lavaba la cara. Y entonces recordé la noche anterior. Una mezcla de sabores emocionales. Quizás tenga que ver con Expediente X. Pero estoy bien. Solo espero que los próximos “te quiero-s” signifiquen  respeto.

Después de mirarme al espejo, pensé en lo que me haría feliz en ese momento. Volver atrás en el tiempo. No voy a contar ahora que me metí en una máquina del tiempo. Aunque sabes que podría hacerlo. Viajar en el tiempo a través de la imaginación se hace en cualquier momento. Yo quería sentir lo que sientes cuando tienes trece años. Sentir (bonita palabra). Como cuando abres una fragancia o un bote de gel y ese olor te recuerda a algún tiempo pasado. Yo solo quería sentirme niña de nuevo. Me dirigí al campo de fútbol 7 que hay cerca de mi casa. Me acerqué a la valla que lo rodeaba. Apoyé mi barbilla entre una de las rendijas mientras observaba jugar a un grupo de niños.

– ¡Hola!. ¿Puedo jugar con vosotros?.

– ¡Claro!. ¡Vas con nosotros así somos pares!  🙂

– oeoeoeoeoeo. Me flipé.

– ¡Eh rubia pasa el balón ya hombre!.

Cogí el balón. Y empecé a dar unos toques “pim pam pum”. Cabeza, pecho, pierna izquierda-derecha. Cabeza de nuevo balón al aire y … ¡chilenaaaaaaa! ¡GOOOLLLLLLLLLLLLLLL!. Me levanté del suelo porque caí de culo. Me arrodillé y situé mis brazos como si lanzara una flecha hacia el cielo y grité: ¡Va por tí expediente x! jajajajajajaja. Mis “coleguis” me abrazaron y me ofrecieron jugar en su equipo del pueblo.  Pero rechacé la oferta por falta de tiempo. 😉

FELIZ SEMANA y MUCHOS “TE QUIERO”

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s